Que yo tengo un gran marco teórico. Que estoy enterrado en mis marcos teóricos, pero de algún modo me estoy cultivando. Que mi teoría agota sistemáticamente lo existente, y orilla a enfrentarlo todo. Que me detengo más en el marco teórico que el resto de la gente. Que veo tanto para adentro que no logro ver todo desde fuera.  Que no me veo en toda dimensión. Que soy complejo. Que lo que me hace cachimbón es justo lo que pierdo de vista.

Que la próxima teoría sobre mi mismo la haré juntando las palabras de quienes su recuerdo me he tatuado a fuego en el alma.

1 comentarios:

Gero dijo...

Yo tengo un problema similar: soy frío, calculador. Uno olvida que al final las cosas no siempre serán de la misma forma, que las cosas, en especial la gente, no es un reloj.