Soy un hombre de gustos simples. No preciso de mucho para ser feliz: una buena película, alguna canción tranquila, un libro. Ahora bien, para tomar café la cosa cambia: 90% café, 10% leche y cucharada y media de azúcar. Con eso soy feliz.
Debo decir, sin embargo, que, como amante cafetero, no desprecio nunca una taza de café. Y así he probado café de casi todas partes: Apaneca, Honduras, Los Planes, San Ignacio, Guatemala, Cojute, Cayo San Pedro... Ante esta basta pero humilde experiencia, la pregunta es obligatoria: ¿cuál considero que es el mejor café? El mejor café que he probado en mi vida es el de Ataco a las 5 del tarde (sí, la hora influye).
Bien sé que muchos vendrán a decirme que no es así, que el café de este lado es el mejor o el de este otro... Así que mejor coincidamos en algo: el mejor café es el que se toma con la mejor compañía,  ¿verdad?

1 comentarios:

Deybi dijo...

Oh, oh, oh, eso es muy cierto. Un buen café, con buena compañía.

En cuanto a la hora; prefiero bien temprano por la mañana, me parece más placentero.