Para Tavo, por supuesto.

Una buena mañana de 2000, nuestro profesor de matemáticas, un tipo con cuerpo de luchador a quien tuvimos a bien apodar Black'nDecker y famoso por haber quebrado una pizarra, decidió que ya estábamos en edad de merecer radicalización y potenciación. Entró al salón y, sin haber saludado, escribió esta barrabasada fatídica en la pizarra-aún-no-quebrada:

x²= 4
No hay cosa más triste que tener clase de matemáticas a las 7am


Siendo pollitos imberbes que teníamos tapizado el cielo falso del salón con trozos de gelatina, nuestra incredulidad ante la imagen era inaudita ¿Qué demonios es eso de x²? ¿Por qué es igual a cuatro? ¿Qué planea hacer con nuestro cerebro? En el aire se podía respirar el miedo, el dolor y los Doritos que Fher se comía en ese instante. Era una situación complicada: creo que nadie, excepto dos niñas que iban a clases en la UES, había visto cosa semejate anteriormente. Black'nDecker trataba infructuosamente de enseñarnos que x era una variable, que tenía el valor que nosotros quisiéramos darle, pero nosotros sabíamos que nos mentía, que en realidad se trataba de la vigésima séptima letra del abecedario, que por algún motivo tenía un dos arribita. Nadie comprendió al primer intento, pero quien más perdido andaba era Gustavo.

Ay, Gustavo. Si alguien me hubiese dicho que nueve años después lo amaría indómitamente le habría dado una patada en los huevos.

Tavo no era nerdo, pero era matado. Hubo un tiempo en que llamaba a mi casa cuando había laboratorios o trimestrales para estudiar. Hacía maquetas chivas. Ya casi casi es arquitecto, por eso me da risa acordarme de los días donde ahuevo no comprendía eso de equis-al-cuadrado-cubo-enésimapotencia. Eso de "enésima" le jodía la vida. Todas, TODAS las clases de matemáticas levantaba su enclenque y chele brazo para preguntar ¿Y cuánto vale equis?

A Black'nDecker le sacó canas verdes. Lo descontrolaba. Temíamos -en serio- que utilizara su fuerza de Arena Santa Anita en contra del cipotío. Suspiraba y suspiraba "ay, Gustavo, ay, Gustavo" cada vez que el susodicho preguntaba algo. Un día, cuando estuvimos listos para digievolucionar al complejo x = y, Gustavo no pudo contenerse y levantar la mano "si no sé qué puercas es el valor de equis, ¿Cómo hago con 'y'?". Monzón puso los ojos en blanco y gritó "o alguien le explica al pequeño Gus o yo me muero". Gustavo enrojeció y salió corriendo. En la siguiente hora se cambió de pupitre para decirle a mi mejor amigo que nunca nunca NUNCA iba a volver a entrar a matemáticas, pero el pobre pasó por alto que teníamos un coordinador de grado dispuesto a halarlo de la oreja para que entrara al salón.

El motecito fue de gran aceptación. Pequeño Gus esto, Pequeño Gus aquello.

- Pequeño Gus, ¿Trajiste tu álgebra?

- Pequeño Gus ¿A qué hora te agarraron en el colegio?
- En cuarto grado... ¿Me está preguntando o me está diciendo?

- Pequeño Gus, ¿Entendiste? Típico. Cambiá de puesto con Costa, a ver si la Virginia te explica.

Puta puta puta. Cómo odiaba al mono enclenque. Protesté. Como era imposible cambiar de pupitre sin que los maestros lo notaran, esperé a Ciencias. Si Monzón quería ponerlo ahí, Jovel se opondrá ¿Verdad?

- Pequeño Gus ¿Qué hacés hasta allá atrás? ¿Quién te movió?
- Es que el profe de Mate dice que a lo mejor a la Virginia le entiendo lo de equis.
- Ah, vaya.

Puso tal esperanza en sus palabras, que no tuve corazón para protestar. Nunca me entendió, pero no se cambió de pupitre, ni ese año, ni los cuatro que le siguieron. Es, creo, la primera persona a quien le dije "te quiero" y es mi amigo más longevo. Lo amo, aunque se siga trabando cuando le digo "ajaber, vos, un tipo equis". "¿Equis qué? ¿Cuánto vale, decís?"


Excuse la gran gran GRAN cantidad de nostalgia.

PD: ¿Que cómo entendió? Hasta el año siguiente, cuando vimos factoreo, la iluminación algebraica vino a él milagrosamente. Dios [y Baldor] obra de manera misteriosa.


7 comentarios:

angelcastaneda dijo...

Que me mataste del chiste Virginia!

Si no hubiera sido por Jennifer, todavia estaria en septimo grado. A Black 'n Decker lo vi reirse una vez, y todavia me acuerdo.

Aniuxa dijo...

Yo no conocí a black and decker, yo estudiaba en la tarde vaya

Gero dijo...

Es que la vida da vueltas. Me acuerdo que a mi tampoco me entraba muy bien eso de las equis, hasta que lo empecé a ver como un jueguito. También saqué la menor nota posible en mi primer corto de Física. Y hoy me tenés estudiando ingeniería. ¿Cómo entendí? A puro güevo!

Virginia dijo...

@angelcastaneda: O hai! Qué chivo hacerte reír. Por Jennifer casi me expulsan, ella me explicó el factoreo y nunca le entendí. Hace como dos años conocí a una chera sin saber que era sobrina de Black'nDecker y, cuando le preguntó por mí, le dijo "Virginia... cómo me voy a olvidar de ella. Es... especial". :)

@Aniuxa: Toing! Él me dio clases el año que vos te graduaste :S

@Gero: Jajaja.-

iba pasando dijo...

Malditas incognitas... mi mayor susto fue ver las integrales triples..

.. entendí que hay variables que no deben ser despejadas.

Gustavo Bonilla dijo...

En estos momentos me veo con el pantalon cafe y la camisa talla 14... uff... q cosas... pero en cierta forma nunca comprendi el stress que genero mi presencia a la par tuya..jaja.. vale la pena ofrecer una disculpa al caso, y asegurar que gracias a ti ahora se que la respuesta es 2.

Pd. admiro tu memoria, un abrazo :) se te quiere.

Virginia dijo...

@Gus: WWTFFFFFFFFFFFFFF? ¿Cómo viniste a parar acá? !!!!!!!!!!!!!!!

El stress fue en ese tiempo, acordate, eramos jóvenes, no te disculpés. :$ Un abrazo para vos también :)